“El coaching es un paradigma diferente, un contexto distinto para que los objetivos sean logrados trabajando en equipo. El coaching requiere una manera nueva de observar, una manera nueva de pensar,  una nueva “manera de ser”.
Aunque muchos gerentes pueden ser además y de modo natural, buenos coaches, tradicionalmente existen algunas diferencias fundamentales.
¿Por qué el coaching ahora?
Nuestra interpretación es que los modos tradicionales de management no están funcionando tan bien como en el pasado.
La economía global y la competencia han “cambiado el juego”. Hoy las compañías no se pueden permitir el lujo de controlar todo desde arriba. Las compañías que tienen éxito, son aquellas que pueden responder rápidamente a los cambios de los mercados, tecnologías, políticas gubernamentales y actitudes sociales.
Esta clase de capacidad para el cambio no puede ser programada efectivamente dentro de sistemas y procedimientos.
Las organizaciones necesitan personas que puedan pensar por si mismas y responder instantáneamente a lo que se necesita y desea.
El coaching se ha transformado en una necesidad estratégica para compañías comprometidas con obtener resultados sin precedentes.”
Jim Selman